domingo, agosto 28, 2011

6.24 - I Festival de Ajedrez Activo La Laguna


Patio del Casino de La Laguna


La última partida de ajedrez que jugué en Tenerife fue en enero de 1990, hace 21 años y medio. Hacía tiempo que me rondaba por la cabeza jugar algún torneo en mi tierra natal y cuando salió publicada la convocatoria del I Festival de Ajedrez Activo de La Laguna, no me lo pensé. 9 rondas de partidas a 25 minutos a finis, disputadas en dos tandas: la tarde del sábado 13 y la mañana del domingo 14 de agosto. La sede, el Casino de La Laguna, uno de los numerosos edificios emblemáticos de la antigua capital de Tenerife, declarada Patrimonio de la Humanidad por la Unesco en 1999 y una de las ciudades más bellas de Canarias y de España.
En la lista de inscritos del Festival , organizado por el Club Laguna Cotelec, destacaban el GM Bojan Kurajica, un histórico del ajedrez residente en Tenerife, el jovencísimo MI Jorge Cabrera, el MF Lucas Mendoza - monitor del Cajacanarias en mis años de juvenil-, el más joven Kevin Meneses, cuyos primeros pasos ajedrecísticos presencié en el Centro de Ajedrez de Cruz del Señor hace años; y algunos históricos y fuertes jugadores tinerfeños como Gregorio Rodríguez Vera, Agustín Fernández Manrique o los hermanos Hernández León.

Kurajica en primer plano a la derecha,
Jorge Cabrera en segundo plano, a la izquierda
Acabé el torneo con 5 puntos de 9, con un resultado de +4 =2 -3 y un puesto 30º de 80 participantes, cuando salía en el 36 del ránking. Como viene siendo habitual, iré una por una explicando las partidas que disputé.
Esperando en la primera ronda
Lucas Mendoza
R1 n vs Gabriel Pérez Pérez (sin FIDE). Victoria por incomparecencia

No me hizo ninguna gracia ganar sin jugar en un torneo de este tipo, ya que comenzar frío en una segunda ronda es dar una ventaja considerable al contrario. Mi rival jugó todas las rondas restantes, lo que me hizo pensar que llegó tarde a la primera partida. Por otra parte, se debía pagar la inscripción varios días antes de la celebración del evento, costumbre que ojalá adopten muchos torneos para evitar las temidas incomparecencias de primera ronda.



La típica partida en blitz última en acabar
R2 b vs Sergio Hernández León (2123 FIDE). Derrota

Tocaba uno del top 20 tinerfeño y realmente no jugué mal, pero en estas partidas hay que ser consciente más que nunca de que entregar peones para atacar como un poseso sin quedar piezas menores, es firmar la sentencia.

R3 n vs Jaime García Lorenzo (1300 FIDE). Victoria

Un resquicio táctico de amenaza doble (un mate en g2 y una pieza menor del contrario con el binomio D+C) me hizo ganar la calidad. Mi rival, en su empeño por complicar, perdió más material, pero siguió jugando los minutos de la basura con torre entera de menos hasta que decidió dejar de perder el tiempo antes de perder por tiempo.

Antes de empezar la segunda ronda. Vaya tics.
R4 n vs Eduardo Barrio Pareja (2073 FIDE). Derrota 

Grave error de mi rival después de haber jugado la Orangután, dejándose encerrar un alfil. En teoría, la victoria hubiese sido fácilpor mi parte, pero la posición era muy abierta, mi estructura de piezas no era la mejor y empezaron los vendavales tácticos que me costaron una pieza en los apuros, que, por otra parte, fueron por los 5 ó 6 minutos que empleé en constatar que la encerrona de alfil de mi rival no era un truquito suyo. Ahí se ve que el ajedrez tiene un 50% de psicología.

R5 b vs. Iván Alejandro Afonso Carrillo (1514 FIDE). Victoria 

Partida que se decidió en un grave error de mi rival nada más salir de la apertura, al dejarse un peón central limpio con jaque que ganaba después la calidad. El pataleo duró decenas de jugadas más al estar la posición muy cerrada e incluso tuve un despiste que me obligó a devolver la calidad, pero entretanto había ganado algunos peones más y el final ya fue impepinable.
Panorámica de la sala de torneo
Es decir, la primera jornada se saldó con 3 de 5 y aproveché la vuelta a casa con el tranvía La Laguna-santa cruz para intentar reconstruir la última partida, como intento hacer siempre en los activos o torneos de blitz después de haberlas jugado. En algún torneo incluso he llegado a apuntar las jugadas hasta los 5 minutos, pero desde que constaté que eso me distraía de la partida en sí, lo dejé de hacer y decidí reconstruirlas a posteriori confiando en la memoria. A veces sale, a veces no. A veces llego hasta las 10 jugadas, otras hasta las 20, otras incluso hasta las 30 y alguna vez toda la partida. Otras ni siquiera llego a acordarme de la apertura entera ni de la tercera o cuarta jugada...

R6 n vs. Pablo González Abreu (sin FIDE). Victoria 

La diana de la sexta partida se tocaba a las 9:00 de la mañana y llegué 4 minutos antes de perder por incomparecencia, que estaba fijada a los 10 minutos de poner en marcha los relojes. Todo por un despiste de tiempo cuando desayunaba en una terraza al lado de mi domicilio que me hizo ir corriendo al coche con una magdalena en la mano. Tras alguna dificultad en la apertura, mi rival se quedó con un final de caballos con peón aislado que fue clave para mi victoria, después de innumerables rodeos jugando al toque para reducir el déficit de tiempo inicial.

Después me zampé la magdalena que me quedaba del desayuno y constaté que una niña participante en el torneo iba con la camiseta del Barça. Lo que hace la irrupción estruendosa en el panorama futbolístico de Pedro Rodríguez Ledesma...

R7 b vs. Miguel Ángel Arnaiz Yanes (2007 FIDE). Tablas

Jugué contra Arnaiz mi cuarta partida como federado en noviembre de 1989, en el Campeonato Juvenil de Tenerife de ese año. Entonces estaba muy verde para la competición y me pasó el rodillo con facilidad. Pero en esta partida, después de ir con cierta ventaja a causa de su peor estructura de peones, renuncié a una columna abierta y a intentar algo con las dos piezas mayores que quedaban en pro de ganar un final de peones que creía ganador y que no lo fue. Tablas bien luchadas.

R8 n vs. Antonio López Pereyra (2148 FIDE) Derrota

Una partida muy divertida en la que probé una innovación personal de apertura sacada sobre la marcha en el tablero y que no fue del todo mal. Mi juego fue una constante provocación al contrario a atacar y a colocarme un peón pasado y apoyado en sexta, pero mi rival no picó, prefirió ir mejorando su posición y destruyó  mi enroque con una sonrisa.

R9 b vs. Sergio Seijas Bethencourt (sin FIDE). Tablas

Otro de los tapados del torneo sin Elo FIDE pero con conceptos sólidos me hizo sufrir lo indecible en el final de la partida, tras haber tenido en el medio juego yo una oportunidad para quedarme con calidad de más en una sencilla combinación que no vi por el cansancio y el síndrome de la última partida. Digamos que tenía pareja de alfiles y yo torre y peón de más, pero tuve que encontrar un milagro para no perder en la posición más interesante de mis partidas en el torneo:
Con 1. h6! las blancas evitan un problemón y consiguen las tablas.
En fin, lo que podía haber sido un 5,5 de 9 y diez puestos más arriba, se quedó en quedar un poco por encima del ranking inicial, en ganar a los que tenía que ganar y perder con tres miuras, de los cuales uno tuvo que llevarse un rosco. Estoy convencido que el ELO FIDE de los canarios está hinchado por el evidente componente endogámico, al ser poco más de 1000 federados en todas las islas y estar muy repartidos en siete grupos aislados por la insularidad. Victoria para el GM Kurajica, seguidos por Jorge Cabrera y Pedro Tomás Pérez Alemán. La clasificación final está aquí.

Buena organización, instalaciones señoriales y una ciudad histórica que sirve de marco incomparable para el ajedrez o cualquier otro tipo de expresión del arte o de la ciencia.

jueves, agosto 04, 2011

Poblemas 7,8,9 y 10

Entran cuatro nuevos desafíos en liza. Los baremos esta vez son los siguientes:

Poblema 7: 1 punto
Poblema 8: 2 puntos
Poblema 9: 1 punto
Poblema 10: 1 punto
Resolución de los cuatro poblemas: Bonus de 5 puntos.

Como siempre, los enunciados serán muy escuetos y es el lector el que tiene que decir su respuesta y justificarla con las variantes o métodos que crea necesarios. Esta vez no hay fecha límite para resolverlos.

Poblema 7

Una de finalito de peones, para homenaje de Maizelis. Juegan blancas. ¿Quién gana? ¿O no gana nadie?
Posición después de 22. ...Re8-Rd7
Poblema 8

Otro final para nota. Juega el negro. ¿Está perdido? ¿Tiene tablas? ¿Gana? Justificar las respuestas, que hay que currarse la doble puntuación.

Posición después de 42. Rf4-f5
Poblema 9

El blanco ve cómo le están robando las casilla c4 y, a la vez, están interrogando al caballo de g5. ¿Qué hacer?
Posición después de 24. Tc3xc8 Db7xc8
Poblema 10

Le toca jugar al negro. ¿Qué puede hacer?

Posición después de 26. Tf3-f4
Clasificación provisional:
1. Ramon (Escaquejant) 2 p.
2. Molaneitor 2 p
3. Bobby Fischer 1p.

martes, agosto 02, 2011

6.23 - Festa Major Vilanova i La Geltrú 2011

Ayer, más que nunca, el ajedrez fue la excusa para montar un domingo lúdico por excelencia, aderezado  de playa, comilona y torneo de rápidas por la tarde. Tuve un viaje un tanto accidentado hacia  la ciudad del Garraf que conserva uno de los ensanches decimonónicos más destacados de Catalunya, a causa de una confusión en las estaciones de origen por donde sale la línea de Cercanías a lo largo de la costa  del sur de Barcelona, y un asalto por parte de una panda de garrulos incivilizados que utilizaban el móvil como radiocassette ambulante. Por supuesto, este tipo de personajetes son incapaces de dignarse en molestar con buena música y casi siempre acuden al banal y penoso reggaetón o a tipos similares de melodías robóticas o lolailadas lamentables sin más intenciones que las de vaciar los cerebros. No le pidáis a un quillo de estos que conozca ni siquiera a Los Beatles, no.

Incivilizados aparte, me llegué a la gran playa de Vilanova i La Geltrú mediante las indicaciones de Shark of Garraf Peleat, – uno de los organizadores del torneo, junto con Josep Lloveras - socio de la Gran Penya Vilanova -, y me encontré con los Villares Bros. y familias y Sergio Ballesteros, que también se apuntó a la fiesta. Nada más llegar a la orilla y justo cuando mis pies iban a pisar arenas movedizas, me avisaron unos tiernos infantes de que había una rata muerta flotando en donde rompía la espuma. Vaya por Dios. El repentino temporal de la víspera que paralizó gran parte de las comarcas de Barcelona se había cobrado las vidas de algunos roedores, cosa que se corroboró después cuando pasamos, al salir de la playa, por un puente de madera encima de la desembocadura de un colector y vimos dos ratas tan grandes como dos michinos.

Algún comentario al respecto de “no pidáis paella de carne en el restaurante” no nos quitó el hambre canina, y nos dirigimos a un restaurante cercano, donde ya estaban otros dos ajedrecistas del Ninot  Victor Xipell Ortoneda y Eduardo de Simon con las acompañantes. Con el primero jugué en un match Ideal Clavé B – NINOT en el Por Equipos 2010 y él recordaba mejor que yo la partida, de hecho, syo ólo recordaba más o menos cómo se decidió y las dos primeras jugadas. La comida estuvo muy bien, unos chipirones de primero, arroz caldoso de segundo y mus de chocolate de postre que algunos se encargaron de regar con vino a ver si alguno de nosotros iba piripi a jugar las rápidas. Infructuoso intento, por cierto. Luego no sé qué pasó por allí que empezaron a circular Baileys y Gintonics por el ala Oeste de la mesa. Eso sí, casi con el postre en la boca nos dimos cuenta de que la hora del inicio del torneo se echaba encima y tuvimos que dejar a las mujeres que pagasen la cuenta (antes les habíamos dado el dinero, evidentemente) y salir por patas en dirección a Cunit por equivocación o indicación de Shark of Garraf y Pepe Villares, que igual querían que perdiésemos la primera ronda por incomparecencia para cogernos ventaja. Suerte que rectificamos y que llegamos justo a tiempo para pagar la inscripción y jugar. 








El torneo en sí estuvo muy entretenido y remató una gran jornada festiva. Se jugó a un ritmo de 3 minutos + 2 segundos de incremento por jugada, un sistema llamado Najdorf que evita casi todas las especulaciones por tiempo. El marco no era el club Gran Penya Vilanova, sino el aire libre de la Rambla Central, al lado del edificio del club. Muchas caras conocidas como Josep Ridameya y su mujer Pilar Sogues, Arturo Vidarte, Josué Expósito, Juanma Sánchez López, Albert Ferrándiz, Josep Ràfols, Iván Marina, Miquel Fernández Díaz y Xavier Ávila de árbitro. También estaba por allí alguno que había participado en la Festa Major Ciutat de Cornellà. Como siempre, iré ronda por ronda explicando mi experiencia personal. Como ya viene siendo habitual, volví a hacer 4,5 puntos en un torneo de rápidas (ya van tres veces seguidas con este puntaje), pero ayer mi juego fue bastante más satisfactorio, consiguiendo una performance de 2080  y sólo haciendo un truño de partida. ¿Sería el arroz caldoso? 

R1: n vs. Shen Zhifan (1700 FCE): Victoria.

Me tocó jugar para empezar contra un niño recién federado de rasgos orientales que hablaba el japonés, español y catalán perfectamente. Apertura correctamente jugada, pero después se dejó un doble de caballo y ya se acabó la partida. La curiosidad de la ronda fue la victoria de Pilar Sogues contra Eduardo de Simón que alguien transcribió mal en la papeleta de los resultados, con un +- en contra del jugador del Ninot, que al ver que no salía en la ronda siguiente, no salía de su asombro. Que alguien explique esto, porque es surrealista…

R2: b. vs Antoni Gallego Bergada (2186): Tablas. 

Tenía referencias de hace años de este joven jugador por su destacada participación en campenatos infantiles y juveniles, pero le había perdido la pista. Realicé una buena partida posicional hasta que todo se rompió con algunas rupturas y dejadas de peón por ambas partes. Ataqué al final el enroque contrario a la bayoneta, entré con la dama a octava y mi rival se dejó una torre entera que no tuve tiempo de imponer con cinco segundos en el reloj y no hallar la combinación de mate, con las damas pululando por ahí. Repetí jugadas para asegurar al no ver nada y ganar algunos puntos para el Tochómetro Clavero. El calor empezaba a apretar, suerte que estaba el bar del a Gran Penya para salvarnos. Ingiriendo agua, claro. No sé si otros seguían dándoles a las tónicas...

R3: n. vs  Miquel Rodríguez Becerro (2191): Victoria

Mi rival, después de haber desaprovechado una clara ventaja posicional después de un ataque de minorías por el ala de dama, vio cómo le bloqueaba toda la posición tras una buena defensa por mi parte. Empecé a repetir jugadas a la mínima, ya que no se podía ganar sin fallos clamorosos. Pero mi contrincante rechazó las tablas de manera poco objetiva y realizó un avance de peón dudoso que le costó un enano y una entrega de calidad peor para coronar su peón de a que le costó la partida, al llegar mi torre a tiempo para pararlo. E final resultante de torre contra alfil no hubo que materializarlo, ya que me dediqué a sumar segundos moviendo piezas sin pensar y mi rival abandonó. Buen consejo el de Pepe Villares (que presenció el hiperpingpong), el de poner las piezas cerca del reloj para que la mano se mueva menos. Alguien mencionó que en la Plaça de l’Ajuntament había colgada una estelada en el balcón del edificio noble y fui a investigar en los descansos entre ronda y ronda. Totalmente falso, era una senyera.

R4: n vs Josep Ràfols Albet (2182): Derrota.

Ràfols es mi bestia negra en rápidas y activo, nunca le he conseguido hacer ni medio punto, y mira que he tenido posiciones buenas contra él. A pesar de la clase exprés de Jordi Peleato contra la apertura favorita del jugador del  Vilafranca y haber igualado fácilmente el juego, no encontré el plan certero en una posición con muy poca chicha y me volvió a ganar, por tiempo.

R5: b vs Rafael Mateu Bages (2125, GPV) Derrota.  

El hecho surrealista que siempre toca en los torneos de rápidas. Recién salido de la apertura, mi rival menciona que tiene el rey y la reina cambiados de sitio en el lugar de uno y otro, al darse cuenta de que capturaba impunemente con la torre de a1 un peón de a5 que debería estar protegido por la dama. Yo ya sabía que la posición no se podía variar a esas alturas, si los jugadores no estaban de acuerdo. Y evidentemente yo no lo estaba, puesto que con la dama en su lugar, perdía torre limpia. Así que se continuó la partida con mi rival sin derecho a enrocar. Pero  yo,como buen samaritano y pensando en el Tochómetro, ofrecí tablas porque no consideraba que la situación fuese justa. Mi rival las rechazó (muy bien hecho, debería fichar por el Ideal Clavé) y ganó tras un juego ridículo por mi parte. Fijaos en la curiosidad de que yo realmente no advertí la situación incorrecta del rey, sino que vi la corona de la cruz en la casilla d8 y no se me ocurrió nunca que estaban mal puestos. A saber cuántas partidas de Fischer Minirandom se habrán jugado en rápidas por cosas de éstas. 

R6: b vs Josep Rius Marsé (2088  FCE). Victoria   

Fui superior en toda la partida con ganancia de calidad en la apertura en menos de 15 jugadas, luego mi rival logró liar un poco y devolví la calidad en un final mejor que acabé imponiendo. Mi contrincante me preguntó el Elo antes de empezar, se lo dije y me contestó: ”Jo en tinc una miqueta més, ho pregunto per parlar, perquè  tenim temps.” Añado que el Elo en rápidas es mucho menos indicativo que en lentas. De hecho, tengo la constumbre desde hace muchos torneos de ritmo activo o blitz de nunca mirar el Elo de mis rivales. En el descanso de esta ronda pasó una agrupación de folklore vasco por la Calle Mayor, ikurriña en ristre.

R7: n vs. Carles Serra Labrador (2132 FCE). Derrota

La peor partida del torneo que jugué, cayendo en una trampa teórica que ya conocía y perdiendo después la calidad. Mi rival no gastó tiempo jugando al toque. Por otra parte, Luis Smyslov Villares y Pepe Villares se enfrentaron en un duelo fraticida que acabó en tablas. Esto del Tochómetro está empezando a condicionar claramente los torneos en los que participan claveros, y si no, que se lo pregunten a los participantes claveros en el Open d’Estiu La Lira de este año…

R8: b. vs Francesc Arlández Maña (1847 FCE): Victoria

Y resulta que, tras el ridículo de la séptima ronda, hago una partidaza en la última que no acabó en mate en una en la jugada 20 porque no lo vi, empeñado en ganar la dama contraria tras un ataque fulgurante sin enrocar al enroque del ala de rey negro. Eso sí, con dama contra torre y un enjambre de piezas menores, mandé de vacaciones al rey contrario con ya muy poco tiempo y logré darle mate en el centro del tablero con 0:06 en mi reloj. Si hubiese acabado en 0:07, el homenaje a James Bond hubiese sido claro, pero no diré de qué película para no hacer de spoiler.

En el tercer torneo de rápidas que he jugado en 2011 he subido el nivel de los dos anteriores y me he reencontrado con las victorias contra los 2100.  Saliendo con el puesto 34º del ránking, acabé el 30ª, lo que no está mal. Seguiremos poco a poco cogiendo el ritmo competitivo, sobre todo con el exigente match contra David Palau, que se está jugando con una intensidad muy alta. 

Frases estrella de la jornada: 

Luis Villares: “Bueno, el único resultado destacable de hoy es mi victoria contra Ridameya.”
Pepe Villares: “Y las tablas que has hecho conmigo, por supuesto.”

Anónimo: “Podemos hacer 9 de 8 puntos en el torneo”.

Eduardo de Simón: "No llegando a la primera ronda, se puede ganar el torneo."
Eduardo de Simón, a su mujer: “El premio por ganar el torneo es de 200.000 euros, y el último cobra 50.000 euros.”

El campeón de la Festa Major de Vilanova i La Geltrú 2011 fue el MC Josué Expósito, seguido del MI Vidarte y Albert Ferrándiz Iserte, como indica la clasificación final que podéis consultar aquí. Una jornada redonda de fiesta lúdica y ajedrecística que invita a volver el año que viene a jugar este certamen, muy animado por la presencia constante de observadores callejeros y el bullicio de la Festa Major.
.